Imprimir

Las tendencias decorativas que ha traído esta pandemia

Información
Comunicados | 22 Febrero 2021 | 813 votos - Registrese para votar
social youtube xornalgalicia   feed-image

hinged doors 2709566 1280Prácticamente un año después de la irrupción del coronavirus en nuestras vidas, nos damos cuenta de cómo ha marcado nuestra existencia y la de todo lo que nos rodea. Tal vez el ámbito más importante es el del hogar.

Y es que, debido a las diferentes restricciones marcadas por las autoridades, los ciudadanos nos hemos visto obligados a estar mucho tiempo en casa. No hay que olvidar que, en breve, se cumple un año desde el momento en el que se dictó un estado de alarma que obligó al confinamiento en sus domicilios de la mayoría de españoles.

Mirar hacia casa

Con tantas horas en casa, es muy lógico que todos miráramos hacia nuestros domicilios. En primer lugar, se aprovecharon los ratos ociosos para el orden y la limpieza. A partir de ahí, se vieron necesarias algunas reparaciones o manos de pintura. Pero los días pasaban y todos seguíamos confinados. Muchos fueron los que decidieron disponer un espacio para el teletrabajo o para los estudios.

La llegada del buen tiempo hizo que muchas personas se pusieran manos a la obra con sus espacios exteriores, poniendo al día sus balcones y sus terrazas. Incluso fueron muchos los que decidieron mudarse a otra vivienda que dispusiera del espacio exterior del que no se disponía en la actual.

Decisión de cambios

Pero no todos tomaron decisiones tan radicales como una mudanza. Muchos fueron los que decidieron emprender una reforma de sus domicilios. Tantas horas en casa habían dado muchas ideas y, en la medida en la que las restricciones se fueron relajando, decidieron poner, literalmente, manos a la obra.

No deja de ser curiosa esta tendencia en un país en el que se hace tanta vida en el exterior, pero, desde luego y dadas las circunstancias, parece bastante lógica. Y con todavía muchas medidas restrictivas en vigor muchas zonas de nuestro territorio, esa tendencia a mejorar nuestra casa para convertirla en la casa de nuestros sueños, continúa.

Pequeños cambios muy poderosos

Una reforma integral de un domicilio es algo tan costoso como farragoso. Hay que valorar el estado actual de nuestra casa y también valorar que una reforma puede obligarnos a tener que pasar algunos días fuera de casa hasta su término. Por este motivo, hay muchas personas que deciden hacer algunos cambios que pueden convertir a nuestro hogar en algo completamente distinto.

Por ejemplo, pintar paredes o cambiar un suelo es algo que no requiere excesivas complicaciones y puede hacerse en un tiempo bastante corto. Los resultados pueden ser impresionantes y hacer de nuestra casa algo acogedor y bonito.

No sólo en casa

Cambiar los portones de madera maciza de muchas fincas antiguas puede cambiar totalmente la apariencia de una finca. Esto, junto a pequeñas reparaciones o restauraciones de los accesos, como por ejemplo las escaleras son trabajos pequeños pero que pueden ser muy significativos en una finca.

A menudo, estos pequeñísimos cambios pueden incluso revalorizar las propiedades de todos los vecinos de una finca, algo que es extraordinariamente beneficioso para todos.

La belleza está en el interior

Pero si vemos demasiado problemático que todos los vecinos de una finca se pongan de acuerdo para afrontar esos cambios, tal vez es más racional empezar por cambios en nuestra propia casa, para hacerla más acogedora y agradable.

En los últimos tiempos, está muy en boga volver a utilizar materiales como la madera en muchas partes de nuestra casa. Suelos de tarima, puertas y, ¿por qué no?, ventanas. Las ventanas de madera pueden conferir un estilo clásico a los espacios de nuestra casa, transmitiendo una enorme sensación de paz. Y eso es algo tan fácil como acudir a una tienda de ventanas de madera de las numerosas que existen en nuestro país.

El estilo clásico se consolida

De la misma manera que las ventanas clásicas de madera se han vuelvo a poner en tendencia, este clasicismo llega también a las puertas interiores de nuestras casas. De alguna manera, como se ha dicho, lo más clásico transmite mucha paz, probablemente a que este estilo nunca pasa de moda y es, por lo tanto, una garantía de durabilidad en el tiempo.

Por este motivo es interesante comprar puertas lacadas blancas para conseguir ese efecto clásico, tan contemporáneo ahora, en el interior de nuestros hogares. Un cambio sencillo, pero rompedor.

Ganar espacio

Otra de las tendencias decorativas más extendida también ha venido de la mano de esta pandemia. La mayoría de nuestros hogares no son muy espaciosos y hay que ganar espacio de donde sea para poder generar, por ejemplo, un área para poder trabajar sin tener que interrumpir la vida del resto de las personas con las que convivimos.

Desde esta perspectivas, son muchas las personas que han acudido a una tienda de puertas corredizas para conseguir sacar ese espacio del ocupado por una puerta convencional.

Categoría: Comunicados
Visto: 813