Información

¿Está tu negocio en un momento económicamente complicado?

Información
22 Febrero 2019 323 votos

Ninguna empresa está exenta de vivir momentos por falta de liquidez, aunque en ocasiones esta falta de dinero para cumplir los compromisos adquiridos con terceros es circunstancial, no siempre se corre con la misma suerte y la situación se prolonga hasta tal punto que hay que tomar decisiones.

Ahora bien, estas acciones pueden venir de parte de la misma compañía, que presenta un problema de liquidez o de parte de uno de sus acreedores, por medio de lo que se conoce como “concurso de acreedores”, una figura creada para atender situaciones de crisis empresarial.

Puede que aún no esté cerca el final de tu empresa

El hecho de que exista una crisis económica de la cual no has sido capaz de salir, no significa que tu empresa tenga que cerrar, para eso existe el concurso de acreedores voluntario por medio del cual tu empresa se somete a un procedimiento judicial.

Dicho procedimiento permite que la empresa consiga los medios para resolver sus problemas de liquidez, al mismo tiempo que permite mantener la empresa vigente. Para dar lugar a este tipo de proceso voluntario, la empresa debe tener conocimiento de que la quiebra es inminente.

En estos casos específicos, la entidad cuenta con dos meses máximo de acuerdo a lo que dicta la Ley, para presentar el concurso de acreedores voluntario.

Por supuesto, deben cumplirse varias fases en este proceso:

  • Actos previos: recaudación documental, informes, etcétera.
  • Fase común: se solicita el concurso y se determina la masa activa y pasiva del concursado.
  • Fase convenio: finalizada la etapa común, viene la negociación de un convenio entre deudor y acreedores.
  • Fase de calificación: etapa en la que la actuación del o los administradores, es sometida a consideración, para determinar su responsabilidad en la insolvencia de la empresa.

Una alternativa al concurso

Si consideras que tu empresa puede recuperarse con algo de ayuda y asesoría, el preconcurso acreedores es la alternativa que buscas, ya que ésta permite conseguir tiempo adicional durante el cual la entidad debe lograr las ayudas económicas necesarias para salir de la crisis de liquidez.

En este proceso es vital la asesoría legal especializada, ya que habrá que sentarse con entidades financieras y acreedores para pactar la refinanciación de las deudas, al mismo tiempo que la empresa mantiene su actividad empresarial.

Dos ventajas adicionales que implican tomar la vía del preconcurso son que las ejecuciones se paralizan y que, el o los administradores quedan protegidos de cualquier responsabilidad legal de las estipuladas en la Ley.

Un dato importante a destacar, está relacionado con situaciones donde se deba firmar un contrato o un acuerdo con proveedores o clientes, en los cuales es altamente recomendable saber si empresa esta en concurso de acreedores.

¿Cuál es la importancia que tiene conocer esta información?

De acuerdo a lo que hemos visto hasta ahora, el hecho de que una empresa esté en concurso de acreedores significa que tiene problemas de liquidez y, por lo tanto, se pondría en riesgo el pago de las obligaciones derivadas de tales acuerdos.

¿De qué forma se puede saber si una empresa está o no en concurso de acreedores?

Hay varias maneras muy sencillas de obtener esta información:

  • Realizar la búsqueda por Google.
  • Por medio del Registro Público Concursal online.
  • Directamente con la empresa.
  • Solicitando un certificado tributario de la Seguridad Social y Hacienda.

Lo mejor es contar con un asesor económico

Para evitar complicaciones u omisiones en cuanto a la información, proceso documental y demás procesos de carácter legal, lo más recomendable es contar con un asesor económico ya que está preparado para llevar este tipo de procesos dentro de la empresa.

Con una ayuda profesional, gestionar la crisis de tu empresa va a ser un camino mucho más llano, debido a que cuentan con la preparación y las herramientas necesarias para conseguir reestructurar o reflotar tu compañía, aún con la más severa de las crisis.


Por mucha voluntad que tengas como directivo en sacar adelante tu negocio y superar la etapa de crisis, la experiencia que te ofrece un profesional tras haber apoyado a otras entidades en situaciones similares e incluso más severas, es lo que puede hacer la diferencia y determinar un resultado exitoso.