Información
Galicia

Dos juzgados de la Comunidad de Madrid acaban de condenar al Banco Popular a devolver de manera íntegra la inversión realizada por dos de sus clientes en bonos subordinados convertibles en acciones, en total, 240.000 €.

Información
03 Mayo 2016 1973 votos
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1

1318253116213Dos sentencias de la Comunidad de Madrid dan la razón a los afectados y anulan los contratos de suscripción de los bonos subordinados convertibles en acciones

A Coruña, 03 de mayo de 2016. Dos juzgados de la Comunidad de Madrid acaban de condenar al Banco Popular a devolver de manera íntegra la inversión realizada por dos de sus clientes en bonos subordinados convertibles en acciones, en total, 240.000 €. En el fallo de ambas sentencias se recoge además que la entidad bancaria tendrá que abonar los intereses legales desde la fecha de suscripción y las costas de los demandantes.

Pérdidas de un 80% para un matrimonio de 67 años

La demanda de mayor importe asciende a 180.000 € y corresponde a un matrimonio de 67 años que acumuló unas pérdidas de un 80% al contratar un producto que les ofreció como sencillo y seguro similar a un depósito bancario.

Según explican en Caruncho, Tomé & Judel, abogados de los afectados "el perfil de nuestros clientes corresponde a un ahorrador minorista sin los conocimientos financieros necesarios para contratar un producto de estas características. De haber sabido el riesgo que conllevaba la adquisición de los bonos no la habrían realizado". Los afectados no realizaron el test de conveniencia de la manera necesaria, por lo que la entidad bancaria no podía dictaminar si el producto ofrecido encajaba dentro de su perfil inversor.

Algo similar sucede en el fallo de la segunda sentencia, de importe de 60.000 €. La afectada no recibió la información necesaria para que los bonos contratados pudieran ser considerados convenientes para ella. Las entidades financieras deben administrar una información comprensible y adecuada sobre sus productos, algo que no sucedió en este caso y así lo considera el juez.

En mayo de 2016 termina el plazo para las demandas

Carlos Tomé, socio de Caruncho, Tomé & Judel, alerta del final de los plazos para la interposición de demandas. "Son muchos los afectados por estos bonos del Banco Popular y sería conveniente presentar las demandas de nulidad en mayo de este año dado que se cumple el plazo de caducidad de 4 años tras la prórroga realizada por el Banco Popular para los Bonos Convertibles comercializados en 2009. Aun siendo posible ejercer una acción legal con posterioridad, es conveniente no retrasar la demanda ya que facilitaría a la entidad financiera un argumento de defensa en contra de la nulidad".

Otros articulos relacionados.....